MAINOLDI: «VAMOS A TENER QUE ACOSTUMBRARNOS A JUGAR SIN PÚBLICO»

El jugador de Quimsa se refirió a las dificultades que tienen los deportistas para entrenarse durante el aislamiento y al futuro de la competencia.

La Liga Nacional espera la confirmación del Ministerio de Turismo y Salud para definir la temporada a través del formato de cierre de ocho equipos. Quimsa es uno de los integrantes de ese grupo que podría completar el curso. En una charla con Básquet Plus, Leo Mainoldi se refirió a los problemas que han tenido los deportistas para entrenarse durante el aislamiento y a los cambios que existirán en la competencia deportiva después de la pandemia.

-¿Cómo estás trabajando con el cuerpo técnico y cómo es tu día a día en este proceso de aislamiento?

Estamos trabajando como cuando empezó el tema de la cuarentena. Entrenamos con el preparador físico, que cada quince días nos cambia la rutina. Nos amoldamos a lo que cada uno tiene. La diferencia es que algunos están en un departamento y otros quizás tienen más espacios. Seguimos en actividad, pero está claro que no es lo mismo. He ido al gimnasio del club antes de que la cuarentena se hiciera más estricta a buscar elementos para entrenar. Estoy disfrutando más de la familia y de mis hijos. De a poco nos vamos acomodando, pero esperemos que esto pase rápido.

-¿Cuáles creés que van a ser los desafíos para la siguiente temporada en cuanto a la conformación de los planteles y la posibilidad de mantener un equipo?

Está claro que la temporada que viene va a ser diferente. Va a haber un tema que no va a ser menor que es el económico. Se tendrán que adaptar los clubes, las canchas y creo que nos vamos a tener que acostumbrar a jugar sin público. Hoy por hoy, nadie puede decir cuándo va a empezar la Liga. No se sabe cómo va a evolucionar esto y si se va a permitir que la competencia reinicie. No se puede tener ninguna certeza, así que hay que ir poco a poco. Debemos tener paciencia, pero está claro que el proceso de adaptación de los clubes, la ausencia de sponsors y todas esas cosas van a llevar a un problema económico que puede repercutir en la conformación de los planteles. Es algo que sucederá a nivel mundial y no sólo en la Argentina.

-¿Qué te pareció la propuesta de la fase final con los ocho equipos? Creés que los equipos necesitarán si o si un tiempo prolongado para entrenarse juntos y ponerse a punto antes de comenzar a jugar nuevamente?

Sí, antes de volver seguro va a haber un período de adaptación. Vamos a necesitar de cuatro a cinco semanas para volver. Es algo diferente a lo que uno vive en un receso, en el que tenés la libertad de moverte e ir a entrenar. Fueron casi tres meses sin hacer nada. Me gusta la idea de retornar y de jugar, pero está claro que lo primero es la salud y que deben estar todas las medidas de seguridad y de prevención para eso.

Categorías: BASQUET y LNB.