NICOLÁS BURDISSO: «UNA MEDALLA OLÍMPICA ES ALGO DISTINTO A TODO»

El ex jugador revivió la conquista de la medalla dorada en Atenas 2004 y analizó cómo ve al equipo de fútbol que irá a Tokio el año que viene.

En la edición de Atenas 2004 de los Juegos Olímpicos, Argentina volvió a obtener medallas de oro luego de atravesar un período de 52 años. Una de las preseas doradas la conquistó el equipo de fútbol (la otra llegó con el básquetbol) que tenía a Marcelo Bielsa como director técnico. Nicolás Burdisso, defensor titular del equipo campeón e invicto, recordó aquella experiencia: “Fue algo hermoso para nosotros, un logro muy importante porque ganar una medalla dorada después de tantos años fue increíble, y con un equipo que realmente era superior a cualquier otro que estaba ahí”.

Argentina ganó los seis partidos que disputó y no recibió goles. Se subió a lo más alto del podio tras vencer a Paraguay por 1- 0 con gol de Carlos Tévez, goleador del certamen. “Nos empezamos a dar cuenta de la magnitud de lo que habíamos conseguido cuando llegamos a Argentina. Aparte de ser inmenso como logro, fue diferente a cualquier otro que podés tener como futbolista porque la metodología de un Juego Olímpico es completamente distinta”, valoró Burdisso, quien como jugador ganó la Copa Libertadores, la Intercontinental y el Mundial Juvenil Sub 20.

Para Burdisso, vivir en la Villa Olímpica fue imborrable porque “mezclarte con atletas amateurs de todo el mundo, intercambiar ideas y experiencias enriquece muchísimo. Saber que todos estamos en la misma y cuando todo termina, ya sea si ganaste o competiste, la sensación de realización obviamente es mayor”, explicó el cordobés.

Con respecto a cómo ve al equipo para los Juegos del año próximo en Tokio, Burdisso se mostró optimista: “Lo veo bien porque más allá de que estiraron la edad y en vez de ser sub 23 será sub 24, es decir que el equipo va a ser el mismo, fue un equipo muy competitivo en el preolímpico y va a ser más competitivo aún en los Juegos Olímpicos. Es una competición muy corta y en ese sentido el jugador de fútbol está acostumbrado a nivel mental y físico a las competiciones cortas, creo que va a ser una gran posibilidad, otra vez, para todos los argentinos y para el fútbol argentino”, analizó el ex defensor presente en los Mundiales 2006 y 2010.

Sobre el momento atípico y universal que vive actualmente el deporte, Burdisso resaltó las cualidades de los atletas de todas las disciplinas: “Creo que si hay algo que distingue siempre al deportista es la capacidad de adaptación y de resiliencia para sobrepasar cualquier adversidad. Creo que éste es uno más de los tantos momentos en los que el deportista tiene que adaptarse, seguir para adelante, encontrar la manera y los mecanismos para no perder la forma y no perder ese hambre de competición que es lo que -creo- hace a todos los deportistas diferentes”.

Categorías: FUTBOL.