TENIS DE MESA: CIFUENTES Y EL ROBOT COMO MEJOR ALIADO

La historia de cuarentena del jugador de tenis de mesa Horacio Cifuentes cuenta con un robot de aliado. Ya listo para viajar a Europa con la ilusión de poder competir, tras su paso por el CENARD y Mendoza, intenta prepararse de la mejor manera para el sueño de su vida, estar en un Juego Olímpico. “Sé que no será fácil lograr la clasificación a Tokio, pero voy a seguir con todo en este momento difícil. Me ayudó mucho un robot que tengo en casa. Me ayudó a mantenerme activo, a no perder el ritmo, practicar nuevos movimientos», contó el atleta argentino.

Mientras el foco está puesto en el Preolímpico 2021 en Rosario, Cifuentes admite que «la cuarentena fue algo nuevo para todos y nos afectó mucho. Nos fuimos adaptando y por suerte en mi caso conté con este robot con el que pude seguir entrenando».

«Yo había llegado de Europa el 15 de marzo, en principio como la gran mayoría no pensaba en que la pandemia iba a avanzar tanto y nos iba a obligar a esta larga cuarentena, pensé que en dos semanas volvía… Ahora espero estar pronto en Portugal y luego viajar a Francia a competir con los mejores”, recuerda el mejor jugador argentino de tenis de mesa en la actualidad, 74 del ranking internacional, en una de sus pausas de entrenamiento.

“Lo más difícil en ese tiempo fue la motivación, hasta que por suerte primero volvimos al CENARD y después viajamos a Mendoza con la posibilidad de entrenarnos hasta en un hotel. Y también pudimos hacerlo en buen nivel en el Club Regatas. Quiero llegar a abrir en mis mejores condiciones porque ser olímpico es el sueño de mi vida”, remarca Cifuentes, quien desde casi 10 años se dedica exclusivamente al tenis de mesa, deporte que antes compartía con la natación, el fútbol y el pádel.

Categorías: POLIDEPORTIVO.